blog rss


Cristante empata a Zaguinho

Ya sé que hay quienes minimizan los éxitos conseguidos en torneos cortos, y que entienden que los récords que se imponen o igualan actualmente en Liguillas no son tan meritorios a los que se lograron cuando las Fases Finales se disputaban una vez por año y no una vez cada seis meses, como ocurre ahora. Pero finalmente los que han aprovechado esa circunstancia para hacer historia no tienen un gramo de culpa. Por eso bien vale reconocer al veterano arquero argentino Hernán Rolando Cristante, del Toluca, quien en la derrota frente a Indios en Ciudad Juárez, sumó su partido de Liguilla número 71 con lo cual igualó la cifra de Luis Roberto Alves ?Zaguinho?, el segundo futbolista con más partidos jugados en la historia de las Fases Finales en México. Cristante ahora se ubica a sólo tres juegos del récord en la historia de las Liguillas, el cual pertenece a Cristóbal Ortega, quien siempre con el uniforme del América llegó a totalizar 74 juegos jugados en rondas decisivas, todas ellas en los llamados torneos largos, entre los 70 y 80.
Cristante ya tiene asegurado un lugar destacado en la historia de nuestro futbol pues ha sido un hombre muy regular, consistente y capaz, jugando para uno de los mejores equipos en los últimos 10 años.






Así fue…la fiebre aftosa ayudó al Atlante

A propósito de lo que sucede en el centro del país ?principalmente- y que ha obligado a que los partidos Pachuca-Cruz Azul, Pumas-Chivas y América-Tecos se disputen a puerta cerrada, recuerdo que en la campaña 1946-47, un brote de fiebre aftosa, y el aprovechamiento del General Núñez, que entonces además de ser el mandamás del Atlante, un hombre muy poderoso en el futbol mexicano y ocupar puestos públicos de alto relieve, permitió a los azulgrana sacar una ventaja deportiva que terminó siendo crucial para conquistar su primer título en la Época Profesional.
Los Potros de Hierro, entonces dirigidos por Luis Grocz, se proclamaron campeones gracias a que el General Núñez impuso a conveniencia su ley para que, gracias a la fiebre aftosa, el duelo determinante entre el León y el Atlante (los dos equipos que peleaban por el campeonato) no se jugara en la ciudad del cuero, como estaba previsto, sino en el Estadio de la Ciudad de los Deportes, en donde los Potros eran locales. Eso sucedió el 1º de junio de 1947, día en el que el 0-0 final le dio a los azulgrana el campeonato, y levantó infinidad de protestas en León, en donde se sintieron despojados injustamente del trofeo. Por ello, a ese Atlante, que tenía jugadores del nivel de Rafael ?Tico? Meza, Martín Vantolrá, Horacio Casaín, Mateo Nicolau, ?Peluche? Ramos y Angelillo Segura, entre otros, se le conoció como el campeón de la fiebre aftosa.






Un "Tanque" goleador y temperamental

miloc
Aunque su carrera como entrenador rebasó por mucho, en éxito y permanencia, la que registró en México como futbolista, Carlos Miloc Pelachi fue un aguerrido, batallador y robusto delantero al que no en vano apodaban “El Tanque”.
El único entrenador que ha sido campeón de Liga en la Primera División Nacional con los Tigres (1977-78 y 1981-82), jugó en equipos como el Nacional de Montevideo de Uruguay y el Deportivo Cúcuta de Colombia, antes de llegar a México para militar con el Morelia en 1957. Con el cuadro michoacano en siete campañas hizo 59 goles que le valen ser el segundo máximo goleador de la franquicia en el Máximo Circuito. Luego prestó sus servicios para el Irapuato, en donde se retiró en 1969, para comenzar ese mismo año y con los mismos “Freseros” su labor como entrenador, faceta que le ha permitido dirigir más de 400 partidos en la Primera División y hacerse cargo, entre otros clubes, de ls Chivas del Guadalajara, los Tecos, San Luis, Veracruz, Tampico Madero y el América, logrando con éste último el subcampeonato en la Liga 1990-91 y la Copa Interamericana en 1991, al vencer al Olimpia, en una noche que pese al logro no fue nada feliz para este temperamental hombre que fue participe de un bochornoso zafarrancho que le costó salir de las Águilas un par de días más tarde.
Carlos Miloc nació el 9 de febrero de 1932 en la Ciudad de Montevideo, y tiene varios años viviendo en la Ciudad de Monterrey, en la que sigue ligado al futbol como analista.






El "Patrulla" Barbadillo

Tenía rato abandonada esta sección y sigo teniendo problemas para cargar algunas fotografías, por lo que no pude publicar una con el uniforme de los Tigres, con el cual, este peruano nacido el 24 de septiembre de 1954, se ganó el reconocimiento de toda la afición futbolera en México en el final de la década de los 70 y el arranque de los 80. Se trata de Gerónimo Barbadillo, estupendo atacante que es el tercer máximo goleador en la historia de los Tigres, con 60 goles (sólo lo superan Walter Gaitán y Tomás Boy). Jugó en la Liga mexicana de 1975 a 1982, antes de emigrar a Italia en donde militó con el Avellino y el Udinese antes de retirarse en 1987. Le apodaban “El Patrulla” porque su peinado “afro” que era muy parecido al de un personaje de la Serie “Patrulla Juvenil” que fue muy popular en Perú al arranque de la década de los 70. Inició su carrera en el Sport Boys y pasó al Defensor Lima del cual fue transferido al cuadro regiomontano, en el que fue campeón de LIga en dos ocasiones: 1977-78 y 1981-82.
Con la playera nacional de su país disputó 20 partidos internacionales entre 1972 y 1985 anotando tres goles y participando en el Mundial de España 1982 (tres partidos). Actualmente vive en Italia y seguía vinculado al Club Udinese.
El “Patrulla” Barbadillo es sin duda uno de los extranjeros más destacados y queridos en la historia de los Tigres.






Lázaro Ibarreche, el primer mega goleador en México

Habrá que preguntarle al prestigiado historiador Carlos F. Ramírez, representante de México ante la IFFHS (Instituto de Historia y Estadística, vinculada a la FIFA) sobre porque se han tardado tanto en incluir en los registros oficiales internacionales al español Lázaro Ibarreche, que jugó para el Club España, como uno de los jugadores que ha obtenido cinco campeonatos de Liga en México.
Ese dato, que no siempre ha sido reconocido en algunos de los pocos libros que han registrado la hoy nebulosa época del futbol amateur en México, ya había sido publicado en el año de 1993 en la revista de la organización, FuBball Weltzeitschrift, de la propia IFFHS, pero apenas fue contabilizado en la lista actualizada por este organismo el 26 de agosto pasado.
Ibarreche, en diversas obras históricas aparece sólo como campeón de goleo en cuatro ocasiones, se incrustó en la última actualización de la IFFHS, y se le cuentan cinco títulos de goleo consecutivos entre 1915 y 1920.
Este organismo reseña en breve su carrera, recuerda que nació en Irún, España, en 1894 pero fue trasladado a México cuando sólo era un niño. Integró al Club España FC con el que además de ganar cinco títulos de goleo individual, fue campeón de Liga en cuatro ocasiones, en 1915, 1916-17, 1918-19 y 1919-20. En esa etapa dorada se dice que sólo se perdió tres partidos, pero luego, en los tres siguientes años apenas pudo jugar seis partidos y convertir otros dos goles, retirándose en 1923.
Murió en la Ciudad de México en 1959 y fue abuelo de Martín Ibarreche, quien también fue futbolista entre 1966 y 1977 jugando para Toluca, América y Puebla.
Por cierto, sería bueno que la FMF, aprovechara mucho mejor a este destacado historiador (Carlos F. Ramírez) o a otros del nivel de Don Isaac Wolfosn para elaborar volúmenes históricos el futbol mexicano de verdadero valor y no dejar que éstos los hagan sus cuates o empleados más cercanos, que no necesariamente cuentan con la capacidad necesaria ni el acervo histórico, como para realizar obras que se suponen oficiales y tendrían que ser muy bien cuidadas y no echas al garete.
O tal vez, eso es lo que quieren, gente que escriba la historia a voluntad de los intereses actuales y no con rigor histórico. Don Carlos F. Ramírez, en su momento, fue aprovechado por la FMF, pero cometió ?el error? de publicar un anuario con las edades verdaderas de algunos jugadores que como bien se recuerda, acabaron siendo descubiertos, por esa obra oficial, como cachirules, lo que le costó a México no acudir al Mundial de Italia 1990 y a los Juegos Olímpicos de 1988.

Los goleadores olvidados
Esta es la lista de los primeros campeones de goleo en la historia del futbol en México, en la cual se destacada, según los datos de Carlos F. Ramírez, los cinco títulos consecutivos de Lázaro Ibarreche entre 1915 y 1920, uno de ellos compartido.
Temporada Nombre (Club) Cuota
1902-03 John Hogg (Orizaba AC) 5 goles en 4 partidos
1903-04 Julio Lacaud (Reforma AC) 4 goles en 8 partidos
1904-05 Percy Clifford (British FC) 5 goles en 8 partidos
1905-06 Charles M. Butlin (Reforma) 6 goles en 8 partidos
1906-07 Percy Clifford (British FC) 5 goles en 8 partidos
1907-08 John Hogg (British FC) 4 goles en 6 partidos
1908-09 Jorge Parada (Reforma AC 3 goles en 4 partidos
William Bray (Pachuca) 3 goles en 4 partidos
1909-10 Robert Blackmore (Reforma AC) 4 goles en 6 partidos
1910-11 Charles M. Butlin (Reforma AC) 2 goles en 4 partidos
Alfredo Crowle (Pachuca AC) 2 goles en 4 partidos
1911-12 John Hogg (British FC) 3 goles en 4 partidos
1912-13 Jorge Gómez de Parada (México FC) 5 goles en 10 partidos
1913-14 Bernardo Rodríguez (España FC) 6 goles en 8 partidos
1914-15 Alfredo C. Crowle (Pachuca AC) 6 goles 10 partidos
1915-16 Lázaro Ibarreche (España FC) 7 goles en 10 partidos
1916-17 Lázaro Ibarreche (España FC) 6 goles en 10 partidos
1917-18 Lázaro Ibarreche (España FC) 5 goles en 10 partidos
Frederick Williams (Pachuca AC) 5 goles en 10 partidos
Horacio Ortiz (Pachuca AC) 5 goles en 10 partidos
1918-19 Lázaro Ibarreche (España FC) 11 goles en 12 partidos
1919-20 Lázaro Ibarreche (España FC) 13 goles en 16 partidos

LE QUITARON UN TÍTULO A HUGO
Quiero aclarar que sé que en esta organización trabaja gente muy seria y responsable, por ello me llama poderosamente más la atención que en la última lista de los jugadores que han sido más veces campeones de goleo en un torneo de Primera División le hayan arrebatado a Hugo Sánchez uno de sus seis títulos. Cabe recordar que antes de ser pentacampeón de goleo en España, en las campañas 1984-85, 1985-86, 1986-87, 1987-88 y 1989-90, en México también fue, de manera compartida, líder de goleo en la campaña 1978-79 en la que anotó 26 goles, los mismos que sumó Cabinho, ambos compañeros en los Pumas. Me imagino que se trata de un feo error (todos los tenemos).

Los jugadores que más veces han sido Máximo Goleador en Primera División
Veces Nombre /Países/ Años
14 Romário de Souza Faria Brasil / Holanda / España 1986 – 2005
12 Josef Bican Österreich / ?hecoslovaquia 1933 – 1950
11 Edson Arantes do Nascimento “Pelé” Brasil 1957 – 1973
10 Imre Schlosser Hungría 1907 – 1917
9 Arthur Friedenreich Brasil 1912 – 1929
9 Gunnar Nordahl Suecia / Italia 1942 – 1955
8 Atilio Ceferino García Uruguay 1938 – 1946
8 Alfredo Di Stéfano Argentina / Colombia / España 1947 – 1959
8 Ferenc Puskás Hungría / España 1947 – 1964
8 Uwe Seeler Alemania 1954 – 1964
8 Sotirios Kaifas Chipre 1971 – 1982
8 Evanivaldo Castro Silva Cabinho México 1975 – 1985
8 Arthur Antunes Coimbra “Zico” Brasil 1975 – 1983
7 Johannes Gandil Dinamarca 1896 – 1905
7 Luis Artime Argentina / Uruguay 1962 – 1971
7 Eusébio Ferreira da Silva Portugal 1963 – 1973
7 Gerhard Müller Alemania 1966 – 1978
7 Kunishige Kamamoto Japón 1968 – 1978
7 Carlos Bianchi Argentina / Francia 1971 – 1981
7 Fernando Moreno Uruguay 1973 – 1982
7 Armin Krings Luxemburgo 1981 – 1993
7 Víctor Hugo Antelo Bolivia 1984 – 1999
6 Luís Matoso Feitiço Brasil 1923 – 1931
6 Franz Binder Austria 1932 – 1941
6 Fernando Baptista de Seixas Portugal 1937 – 1949
6 Telmo Zarraonandía ?Zarra? España 1944 – 1953
6 Jimmy Jones Irlanda del Nte. 1947 – 1960
6 James Peter Greaves Inglaterra 1958 – 1969
6 Metin Oktay Turquía 1958 – 1969
6 Errol Daniel Hibbert Costa Rica 1964 – 1970
6 Petar Jekov Bulgaria 1966 – 1973
6 Ilir Pernaska Albania 1971 – 1977
6 Giorgio Chinaglia Italia / Estados Unidos 1973 – 1982
6 Sérgio Bernardino Serhino Brasil 1975 – 1984
6 Fernando Mendes Soares Gomes Portugal 1976 – 1985
6 Diego Armando Maradona Argentina / Italia 1978 – 1988
6 Abdullah Mohammed Majed Arabia Saudita 1978 – 1988
6 Erwin Vandenbergh Bélgica1979 – 1991
6 Marcel van Basten Holanda / Italia 1983 – 1992
5 Stephen Bloomer Inglaterra 1895 – 1904
5 Robert Cumming Hamilton Escocia 1898 – 1905
5 Lázaro Ibarreche México 1915 – 1920
5 József Takács Hungría 1925 – 1932
5 Anton Schall Austria 1926 – 1932
5 Domingo Alberto Tarasconi Argentina 1922 – 1934
5 Pauli Jørgensen Dinamarca 1928 – 1936
5 Carlos Dobbert de Carvalho Leite Brasil 1931 – 1939
5 Aatos Lehtonen Suomi 1935 – 1939
5 Uriel Fernandes Teleco Brasil 1935 – 1941
5 Teodore Fernández Meizán Perú 1932 – 1942
5 Isidro Lángara España / Argentina / México 1933 – 1946
5 Gyula Zsengellér Hungría 1937 – 1945
5 Ernst Stojaspal Austria 1945 – 1953
5 Alberto ?Dumbo?López México 1946 – 1954
5 Sahoo Mewalal India 1948 – 1958
5 José Pinto de Carvalho Santos Águas Portugal 1951 – 1961
5 Konstandinos Nestoridis Grecia 1958 – 1963
5 Lajos Tichy Hungría 1958 – 1964
5 Ferenc Bene Hungría 1962 – 1975
5 Andonios Andoniadis Grecia 1969 – 1975
5 Oleg Blokhin URSS1972 – 1977
5 Desmond Dickson Irlanda Nte. 1969 – 1980
5 Luis Ernesto Tapia Panamá 1963 – 1981
5 Geertruida Maria Geels Holanda1974 – 1981
5 Enrique Castro González Quini España 1973 – 1982
5 Johann Krankl Austria / España 1973 – 1983
5 Delio Onnis Francia 1974 – 1984
5 Carlos Roberto de Oliveira “Dinamite” Brasil 1974 – 1985
5 Hugo Sánchez Márquez España 1984 – 1990
5 Chima Okorie India 1986 – 1992
5 Jean-Pierre Papin Francia 1987 – 1992
5 Tanju Çolak Turquía 1985 – 1993
5 Túlio Humberto Pereira da Costa Brasil 1989 – 1995
5 Krzysztof Warzycha Polonia / Grecia 1988 – 1998
5 Mário Jardel Almeida Ribeiro Portugal 1997 – 2002






Un buen tridente centroamericano

Por prejuicio, prepotencia, falta de interés de los promotores que manejan el mercado mexicano y un gran desconocimiento de la región, en los últimos años son contados los casos de futbolistas centroamericanos que probaron suerte en la Liga mexicana.
El hecho concreto es que los talentos que surgen del resto de los países de la Concacaf, que teóricamente tendrían que ser captados de manera natural por el campeonato más fuerte de la zona, encuentran acomodo en la MLS y el futbol europeo con mayor continuidad de la que ocurre con el futbol mexicano.
Por eso jugadores como los hondureños David y Maynor Suazo, el tico Gilberto Martínez, el guatemalteco Carlos Ruiz y los canadienses Julián y Jonathan de Guzmán, entre muchos otros, teniendo la calidad suficiente nunca pasaron por la liga azteca; como tampoco lo hicieron en su momento el guatemalteco Juan Carlos Plata y el trinitario Yorke y el panameño Rommel Fernández.
Pero no siempre fue así. En la foto recordamos a un tridente centroamericano que entregó muy buenas cuentas en en el futbol mexicano, militando en Correcaminos primero y en la U.de Guadalajara después. Se trata de los hondureños Rodolfo Richardson Smith y Raúl Martínez Sambula, quienes acompañan al goleador panameño René Mendieta (centro).
Como ellos, otros centroamericanos que entregaron buenas cuentas en la Liga mexicana han sido gente como Hernán Medford (Costa Rica), Jaime Rodrígiez (El Salvador), Carlos Pavón (Honduras), Felipe Baloy (Panamá), Martín Machón (Guatemala), Mauricio Cienfuegos (El Salvador), Juan y Dolmo Flores (Honduras), Amado Guevara (Honduras) y Arnold Cruz (Honduras).
También hubo decepciones, y recuerdo algunas como las del guatemalteco Byron Pérez, el hondureño Milton “Tyson” Núñez, el tico Roy Myers, y otros como Wilmer Velasquez, Julio César de León (que luego en Italia si tuviera éxito) y Guillermo “Pando” Ramírez.
Y en otros casos como los de Álvaro Saborio y Carlo Costly, algunos jugadores destacados de Centroamerica se formaron de alguna manera en el futbol mexicano pero nunca lograron debutar en la Primera División, y después emigraron al futbol europeo, aunque se segundo orden.
Sirva este comentario para recordarle a algunos desmemoriados directivos que el mercado de Centroamérica, bien seleccionado, puede ser una buena opción, pues al menos se trata de futbolistas que no miran, como todavía lo hacen algunos argentinos y brasileños, la liga azteca como una opción para ganar dinero fácil.






Unos sombrerudos entrañables

Como olvidar a ese equipo entrañable de Toros Neza, que sin lograr un título de Liga y pese a haber sido el finalista peor tratado en un partido de Final (por aquel 1-6 ante Chivas en el Verano 1997), se ganó a pulso un sitio en la memoria de los buenos aficionados al futbol, que hicimos química con una banda de locos que se divertían y nos divertían en el campo de juego comandado por el genial y pintoresco “Turco” Mohamed, quien por cierto ayer como DT salvó al Colón de Santa Fe de la promoción en la Primera División Argentina. De aquel club que habitó la Máxima división entre 1994 y 2000, se recuerdan, además de buenos partidos, muchas ocurrencias, la más recordada aquella en la que posaron para la foto con máscaras o cuando salieron todos con el pelo pintado de rojo, pero honestamente se me había olvidado la ocasión que retrata esta foto, en la que todos portaron sombreros para la famosa foto que se saca antes de todos los partidos y que contadas ocasiones se publica. ¿A poco no extrañan un equipo con esa alegría e imaginación?






Un Potro de puro hueso y gol

Con pinta de torero, por su flaqueza casi quijotesca, a Bernardo Hernández le llamaron ?El palitos? primero y ?Manolete? después, cuando era fácil confundirlo con el mítico matador de toros y pocos podían adivinar que en ese cuerpo habitara un delantero de época.
Nacido en Tepito, en donde fue un amigo entrañable de boxeadores como José Medel y Raúl ?Ratón? Macías, llegó al Club Atlante muy adolescente y con un cuerpo esquelético tan impactante como su enorme habilidad. Pese a que medía más de 1.85 metros apenas pesaba 57 kilos. Por eso lo primero que hicieron en el club fue alimentarlo de manera especial buscando que aumentara de peso. Todos los esfuerzos eran inútiles hasta que el peruano Walter Ormeño llegó al equipo y detectó el problema en su picada dentadura. Una vez curado de sus severos males dentales su cuerpo embarneció un poco, no mucho, lo suficiente para empezar a ser considerado como titular habitual en los Potros, club en el que jugó prácticamente toda su carrera.
Sus mejores años fueron entre 1967 y 1968, ya que en ellos se proclamó campeón de goleo y fue incluso considerado material de Selección Nacional. Con los colores del Atlante llegó a marcar 71 goles en torneos de Liga y Liguilla lo que le mantiene como uno de los mejores goleadores en la historia de la franquicia recientemente mudada a Cancún.

Nombre completo: José Bernardo Hernández Villaseñor
Fecha de Nacimiento: 14 de agosto de 1941
Lugar de Nacimiento: México DF (Barrio de Tepito)

Su primer equipo amateur fue el Atlético de México en la cuarta infantil en 1952.

Primer campeón de goleo en la historia del Atlante, al coronarse en el torneo de Liga 1967-68 en el que anotó 19 goles.

Quinto máximo goleador en la historia del Atlante, al haber anotado un total de 71 goles entre 1961 y 1972.

Jugó 12 partidos con la Selección Nacional Mayor entre 1967 y 1968, anotando dos goles, uno ante Colombia el 30 de enero de 1968 y otro ante la URSS el 7 de marzo de ese mismo año en León.

Con el Tri disputó los Juegos Olímpicos de 1968, en los que México estuvo a punto de ganar una medalla, pero Japón le robó inesperadamente la de bronce en el juego de consolación.

Toda su carrera en la Primera División la hizo con el Atlante, aunque en 1973 realizó la pretemporada con el San Luis, pero no llegó a un arreglo económico y decidió retirarse.






Comas, el neo pirata del gol

Nacido en Paraná, Provincia de Entre Ríos, Argentina, el 9 de junio de 1960, este delantero zurdo muy hábil y veloz cerró su brillante carrera jugando a buen nivel con el Veracruz, en donde se convirtió en uno de los jugadores más queridos y admirados en aquel año. Antes de llegar a México jugó en su país natal para Colón de Santa Fe, Vélez Sarsfield y Boca Juniors. Llegó al futbol azteca para jugar con el Veracruz en 1989. â??Comitasâ?, como también le conocieron, y en cuatro años se convirtió en uno de los mejores goleadores en la historia de la franquicia, al marcar 75 goles entre 1989 y 1993, año en de su retiro. Su mejor desempeño en México lo registró en su primera campaña, la 1989-90, en la que anotó 28 goles y se proclamó campeón de goleo, pese a que los Tiburones vivieron un difícil año de regreso al Máximo Circuito, del que estaban ausentes desde1979. Después el atacante argentino marcó 15 tantos en 1990-91, 13 en 1991-92 y 18 en 1992-93, para colocarse como el cuarto máximo goleador en la historia de la franquicia, sólo superado por Mariano Ubiracy, Luis â??Pirataâ? Fuente y Raimundo â??Pelónâ? González.






Un maestro inolvidable

Nacido en Tierra Blanca, Zacatecas el 11 de diciembre de 1960 es uno de los futbolistas más técnicos de la historia, con la virtud extra de patear de manera sublime con ambos perfiles. Debutó en la Primera División con la playera del Tampico el 16 de octubre de 1979 enfrentando al Atlante, y no dejó de desparramar su talento en la Primera División sino hasta el 2001. Durante esos 22 años sus piernas contabilizaron 697 partidos disputados entre Liga y Liguilla, lo que le convirtió en el jugador con más actividad en toda la historia. Jugó para Tampico (1979-1982), Tampico Madero (1982-1986), Chivas (1986-1994 y 2000-2001), Santos Laguna (1994-1997), Cruz Azul (1997-1999) y Pachuca (1999), y se proclamó monarca en cuatro oportunidades, todas con distintos clubes, algo que ningún otro jugador puede presumir en la historia del futbol mexicano. Galindo fue monarca de Liga con Guadalajara en 1986-87, con Santos Laguna en el Invierno 96, con Cruz Azul en el Invierno 97 y con Pachuca en el Invierno 99. Su enorme calidad técnica le llevó además a ser material de Selección Nacional, con la que jugó 76 partidos y anotó 33 veces. Acudió al Mundial de Estados Unidos 1994 y fue subcampeón de la Copa América en Ecuador 1993. De hecho con el Tri tuvo actividad durante largos 14 años. Desde que se presentó como internacional mexicano el 15 de marzo de 1983 hasta el 9 de noviembre de 1997 cuando jugó con el Tri por última vez. Su brillante carrera llegó a su fin el 6 de diciembre de 2001, cuando anunció su decisión de colgar los botines, pero el último encuentro lo disputó el 15 de abril de 2001, cuando con las Chivas enfrentó al Necaxa en el Estadio Azteca. Tras ello se preparó para iniciar su carrera como entrenador, logrando dirigir al Guadalajara , entre 2004 y 2005 y del Santos Laguna en el 2006, acumulando en el torneo local un total de 46 partidos dirigidos con 15 triunfos, 16 empates y 15 derrotas. Actualmente se desempeña como auxiliar técnico del uruguayo Sergio Markarían en el Cruz Azul.






Siguientes Posts